¡Búscanos en las redes sociales!

Síguenos en Twitter.com/c_indigenas o como @c_indigenas.
Búscanos en Facebook como Corresponsales Indígenas y hazte fan

15/04/2009

Confinamiento tóxico afecta a comunidad Ñha ñhu en Hidalgo

Ciudad de México, DF., (CIMAC).- El Gobierno Federal y del estado de Hidalgo argumentan tener a la Policía Federal Preventiva y la Policía Estatal Fuerza de Tarea para realizar operativos de prevención de la delincuencia, pero lo único que hacen esos cuerpos de seguridad en Zimapán es resguardar los camiones de transporte de residuos peligrosos que vierten en el confinamiento, además de amedrentar a la población con patrullajes de reconocimiento, señalan indígenas inconformes.

Así lo afirmaron en un comunicado Organizaciones de la Sociedad Civil (OSC), quienes señalaron que en los últimos días se ha hecho más intensa la entrada de camiones y el resguardo de los mismos a cargo de la Policía Federal, además de que se ha intensificado el tránsito para “enterrar en el vientre, millones de toneladas de residuos peligrosos”.

Luego de señalar que Zimapán se ha convertido en un cementerio tóxico, agregaron “que nuestro pueblo es minero y con ello carga hoy con enfermedades como cáncer, arsenicismo y diabetes, todo ello debido a la contaminación de los mantos acuíferos causado por el proceso de flotación utilizado para separar los metales y la acumulación de los desechos en jales al aire libre y la liberación de partículas de plomo y otros metales pesados”.

Agregaron que la legislación en México sobre Protección al Medio Ambiente es inversamente proporcional a la protección a la Inversión Privada, esto es, que entre mayores sean los intereses económicos seguirán sucediendo más casos como el de Guadalcázar, como el de Ramos Arizpe o como el de Chiconautla, que a pesar de ser demostrados una y otra vea del grave daño ambiental causado.

Precisaron que el confinamiento se encuentra en medio del asentamiento de 18 comunidades, todas ellas de origen indígena de la comunidad Hñahñu (otomí), lo que pone en riesgo las formas básicas de protección a la salud de estas zonas donde hay aguas termales y alcanzan temperaturas de hasta 45 grados centígrados.

Las OSC señalaron que el gobierno Municipal y el Gobierno Estatal se han convertido en defensores férreos del proyecto, como si éste fuera de ellos, al grado de firmar un acuerdo entre las empresas para apoyar la construcción del Confinamiento, así como de dar un clima favorable de negociación.

No hay comentarios.: