¡Búscanos en las redes sociales!

Síguenos en Twitter.com/c_indigenas o como @c_indigenas.
Búscanos en Facebook como Corresponsales Indígenas y hazte fan

08/11/2009

Preparan a Magdalena Peñasco para dejar de ser pobre


Por René López, corresponsal

Tlaxiaco, Oax.-
En el estado de Oaxaca, la comunidad de Magdalena Peñasco, Tlaxiaco, un municipio de menor índice de desarrollo humano en la región Mixteca, fue reconocido con el premio nacional de Desarrollo Rural Municipal, por contar de proyectos que muestran avance y planeación basados en cinco ejes de desarrollo, físico-ambiental, económico, humano y social.

El premio de Desarrollo rural municipal lo recibió, Fernando Maldonado Ortiz, presidente municipal de este poblado en la ciudad de Puerto Vallarta, Jalisco, donde le fue reconocido el trabajo de planeación diseño e implementación el que entre sus características destaca por promover una cultura de sostenibilidad en los municipios mexicanos y por orientar el uso eficiente de los recursos disponibles, para mejorar la calidad de vida en los territorios indígenas.

El administrador de este poblado de extrema pobreza, en entrevista dio a conocer, que el premio es solo un paso para dejar el atraso, un compromiso para que dejen de ser pobres, y lo primero será ejecutar obras en beneficio de la población, aquellos que ya están escritos como son el diagnostico que muestran las carencia y virtudes, ahora lo que se trata es sumar puntos con propuestas escritas.

Las carencias que trataran de abatir en este municipio y sus 23 poblados será es el analfabetismo, agua potable, electrificación, caminos que los comuniquen, conservar su identidad, lengua, costumbres y tradiciones.

Alberto Sanjuán Santiago, asesor de Magdalena, en entrevista dio conocer que este poblado y sus municipios, al recibir este premio se consolida como líder a seguir con prácticas exitosas que son la base del desarrollo integral, compartir sus retos y logros es uno de los objetivos principales del Premio al Desarrollo Rural Municipal, por lo que se comprometen a ser de puertas abiertas y compartir las prácticas que los hicieron acreedor al premio sin información confidencial, continuar sus acciones de desarrollo rural e implantar proyectos de mejora, así como promover la aplicación del modelo de desarrollo rural municipal entre los integrantes del Consejo y las autoridades municipales subsecuentes.

El premio fue otorgado dentro de 21 municipios finalistas de todo el país y se hizo acreedor del premio único en el estado de Oaxaca 2008, que destaca en una evaluación de calidad y está basa en una planeación que lo integran los comités de trabajo, invernaderos, talleres de costura, criaderos de pollos, pastura y otros trabajos que las personas de la comunidad están emprendiendo.

Este reconocimiento público que otorga el Gobierno Federal a través de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA) a los Municipios destacados en la gestión e impacto de las acciones de desarrollo rural, en su territorio; busca reconocer y difundir prácticas municipales exitosas relacionadas con la planeación, la participación ciudadana, la gestión y la concurrencia de programas y recursos de los gobiernos y de la sociedad civil para el desarrollo rural integral.

Exigen reparación de aula recién construida

Por René López, corresponsal

Cuquila, Oax.-
Una recién construida sala de medios de la telesecundaria en la comunidad de Agua Zarca, Cuquila, región Mixteca de Oaxaca, ya está en malas condiciones, obra realizada por ayuntamiento de la ciudad de Tlaxiaco; ante esta situación, padres de familia, maestros y autoridades, ya solicitaron su reparación al presidente municipal, Mario Hernández Martínez, pero este ha estado negando la ayuda.

Este recién construido salón de la telesecundaria que pertenece a la zona 47 de telesecundarias, ubicada en la región indígena mixteca, ya muestra goteras y cuarteado del colado que representa peligro para sus 42 estudiantes y daños materiales a 15 computadoras; por lo que ya los interesados; ya solicitaron su reparación al administrador municipal.

Juan Baldomero Santiago Coronel, agente municipal de agua Zarca, Cuquila, Maximiliano Coronel, presidente de padres de familia y el tesorero, en entrevista dieron a conocer que ya están casados que el presidente de Tlaxiaco no cumpla y solo los hace dar muchas vueltas, ya que en fechas anteriores ya han dirigido varios oficios.

Ante estas malas condiciones de la sala de medios, el 29 de septiembre el presidente municipal de la ciudad de Tlaxiaco, se comprometió apoyar con la reconstrucción de dicho inmueble, y de palabra dijo que mandaría impermeabilizante, lo que hasta el momento no ha hecho y cuando los padres de familia, autoridades y maestros lo van a buscar, sus secretarias argumenta que no está y con ello hace caso omiso a una promesa con los estudiantes indígenas de esta telesecundaria.

Ya que este compromiso lo hizo en la escuela y delante de todos los estudiantes y hoy cuando el pueblo pide cuentas es obligación de las autoridades dar buenos resultados, porque ellos siempre han estado dando sus cooperaciones, por lo que consideran una falta de compromiso por parte del edil.

Acota SCJN usos y costumbres de pueblos indígenas

Ciudad de México, DF., (Terra).- Los pueblos indígenas no pueden elegir a sus autoridades agrarias de acuerdo a sistemas propios de usos y costumbres, ni a sus tradiciones, sino que deben ajustarse a lo previsto en la ley en la materia, como el resto de los campesinos, resolvió la Suprema Corte de Justicia.

Limitó así por primera vez las reglas de autonomía previstas para los indígenas en el artículo segundo de la Constitución, que fue objeto de una polémica reforma en agosto de 2001.

"Si bien las comunidades indígenas tienen derecho a decidir sus formas internas de organización, entre otras, social y económica, lo cierto es que al decidir por el ejido o por la comunidad de bienes comunales como sus formas de organización interna, las cuales han sido establecidas por la propia Constitución, se debe atender a lo que ésta señala en cuanto a su organización y funcionamiento", concluyó la primera sala de la Corte.

La sentencia, dictada el pasado 21 de octubre, señala que tratándose de temas agrarios, el artículo 27 de la Constitución tiene prevalencia sobre las costumbres de las comunidades.

Los ministros habían atraído desde el año pasado el amparo directo presentado por un grupo de comuneros de Ocotepec, Morelos, a quienes un magistrado agrario les negó la representación de la comunidad porque no fueron electos en asamblea bajo las reglas de la Ley Agraria.

La elección del presidente, secretario y tesorero del Comisariado de Bienes Comunales se llevó a cabo en septiembre de 2006, en una asamblea que, según los comuneros, fue desahogada "democráticamente de acuerdo a usos y costumbres".

Pero en marzo de 2007, un grupo opositor demandó la nulidad de la asamblea, alegando que "fue celebrada en la Ayudantía Municipal (es decir, fuera del lugar habitual), convocada por el ayudante municipal, y celebrada por personas que no son comuneros legalmente reconocidos".

El Tribunal Unitario Agrario responsable de revisar el caso resolvió que, efectivamente, la asamblea había sido ilegal porque se llevó a cabo por usos y costumbres, por un grupo de supuestos comuneros que no aparecen en el padrón oficial del Registro Agrario Nacional.

Los afectados promovieron un amparo contra esa sentencia, que si bien correspondía resolver a un tribunal colegiado de circuito, fue atraído por la Corte por la importancia del caso.

"El interés de atraer este asunto deriva de los temas que se advierten, entre otros, detallar el contenido esencial y el alcance que, en el caso, la Suprema Corte debe dar a los derechos de los pueblos indígenas a la libre determinación, para que posteriormente se facilite identificar sus limitantes, condicionantes o restricciones", explicó la primera sala al atraer el amparo, que a fin de cuentas fue negado.

Indígenas mexicanos mantienen ocupada oficina de la ONU

SAn Cristóbal de las Casas, Chis., (AFP).- Una pancarta con la imagen del Che Guevara y el lema ‘El presente y el futuro será nuestro’ se encuentra plantada en la sede del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) en la turística localidad de San Cristóbal de las Casas (Chiapas).

La imagen fue colocada por los más de 150 indígenas tzotziles de la Organización Campesina Emiliano Zapata (OCEZ) el 30 de octubre, día que se instalaron en la oficina de la ONU para protestar por la detención de su líder, José Manuel Hernández, y de otros dos militantes.

Unas detenciones que también fueron cuestionadas por Amnistía Internacional, que pidió su liberación.

Y aunque nueve días después los alimentos comienzan a escasear, como constató la AFP, el grupo de 17 indígenas que permanecen en la oficina no está dispuesto a desalojar las instalaciones hasta que se pacte la liberación de los indígenas y proponen para ello la instalación de una mesa de diálogo con el gobierno estatal.

Los manifestantes no quieren hacer declaraciones y se remiten a su portavoz, Emma Cosío, pero confiesan que acometieron este "acto extremo y desesperado" para llamar la atención por sus compañeros y por miedo a ser detenidos por militares.

"Es el único refugio donde no nos alcanzará más represión y podremos de manera internacional hacer escuchar nuestra voz ante la sordera del gobierno de Chiapas", señalaron los indígenas en una carta enviada al representante del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos en México, Alberto Brunori.

Los firmantes se declaran desplazados internos debido a que el Ejército vigila su municipio, Venustiano Carranza, desde hace 20 días.

Denuncian que su líder, Hernández, fue detenido el 30 de septiembre acusado de despojo y daños en propiedad ajena y que, sin embargo, fue trasladado a un penal de máxima seguridad en otro estado.

El gobierno del estado de Chiapas, el de mayor población indígena de México, condiciona a su vez el diálogo con los manifestantes al desalojo de la oficina del organismo internacional, algo que la portavoz de los manifestantes considera un "pretexto".

"No quieren tener diálogo. ¿En qué varía que estén aquí para el gobierno del estado? (...) La discusión entonces sería con la ONU" no con ellos, dijo la tarde del viernes en rueda de prensa Cosío.

Los campesinos quieren que las conversaciones se lleven a cabo en la sede y con la mediación de funcionarios de la ONU.

Por su parte el PNUD, cuyo personal abandonó la sede sin sufrir daños, se ofreció a participar en las negociaciones siempre que se libere su oficina aunque también pidió a las autoridades evitar un desalojo por la fuerza.

Otro grupo de más de un centenar de miembros de la organización campesina están acampados desde hace 20 días frente a la catedral de San Cristóbal de las Casas, uno de los ocho municipios que tomó por varios días en 1994 el indígena Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN).