¡Búscanos en las redes sociales!

Síguenos en Twitter.com/c_indigenas o como @c_indigenas.
Búscanos en Facebook como Corresponsales Indígenas y hazte fan

28/02/2010

Exigen diputados reconocer carácter plurinacional de México

Ciudad de México, DF., (Notimex/El Financiero).- El diputado federal del PRD Domingo Rodríguez Martell estimó que la reforma del Estado debe contemplar que los pueblos indígenas estén verdaderamente representados en el Congreso y reivindicar el carácter plurinacional del país.

De acuerdo con un análisis realizado por la Coordinación de Enlace con Gobiernos Estatales y Municipales del PRD, que preside Rodríguez Martell las iniciativas del Ejecutivo y varios partidos políticos no hacen ninguna propuesta específica para mejorar la situación de los 12 millones de indígenas mexicanos.

Proponen la reelección legislativa, la reducción de los legisladores plurinominales, acotar al Congreso, la revocación de
mandato a los tres niveles de gobierno, fortalecer a la Corte, legislar en materia del informe presidencial, pero no existe ni una propuesta para revindicar la autonomía de los pueblos indios", señaló.

El diputados del Partido de la Revolución Democrática (PRD) señaló que más del 10 por ciento de la población del país es indígena y sin embargo su representación en el Congreso es mínima.

En ese sentido pidió crear la sexta circunscripción electoral que especial para los pueblos indígenas.

En entrevista consideró que el carácter plurinacional de México debe estar estipulado en la Constitución Política, y que dicha inclusión es incluso más urgente que el recién aprobado rango constitucional del Estado laico.

El titular Coordinación de Enlace con Gobiernos Estatales y Municipales del PRD señaló que los indígenas deben dejar de ser tratados como "mexicanos de segunda" y debe reconocerse su derecho a tener municipios autónomos y medios de comunicación.

Todos los partidos están interesados en otros temas, no en reconocer la diversidad cultural e indígena que enriquece a esta nación con al menos 62 etnias".

El legislador por San Luis Potosí e indígena téenek (huasteco) dijo que en el discurso oficial de los festejos por el Bicentenario de la Independencia y Centenario de la Revolución tampoco se reivindica la aportación de los pueblos indígenas en la construcción del país.

"Los pueblos indios siguen siendo el sector más olvidado en la historia de México y ahora en los festejos del Bicentenario y Centenario no hay ninguna mención a los 12 millones de mexicanos que son la base de esta nación", apuntó.

Muere el escritor Carlos Montemayor

Ciudad de México, DF., (El Universal).- A los 62 años de edad, el escritor mexicano Carlos Montemayor falleció la madrugada de este domingo en esta ciudad, víctima de un cáncer de estómago que lo aquejaba desde hace cuatro meses y por el cual tuvo que ser hospitalizado desde el lunes en el Instituto Nacional de Cancerología.

Montemayor no tendrá velatorio por decisión propia, sin embargo sus restos serán llevados hoy durante algunas horas a la sede de la Academia Mexicana de la Lengua, de la cual fue miembro de número, y que se ubica en la calle Liverpool número 76, Zona Rosa.

El escritor, poeta, narrador y ensayista nacido en 1947 en Parral, Chihuahua, fue también un destacado tenor. Uno de sus libros más recordados es “Guerra en el paraíso”, donde trazó el relato de los hechos violentos que se vivieron en México en los años 70. Pese a su enfermedad, el autor todavía pudo concluir su libro “La violencia de Estado en México”.

En los últimos años, Montemayor mantuvo una diversa actividad creativa, pero también como integrante de la comisión mediadora entre el Ejército Popular Revolucionario (EPR) y el Gobierno federal.

El año pasado fue galardonado con el Premio Nacional de Ciencias y Artes 2009, y obtuvo la presea Gawí Tónara: Pilares del Mundo, que es el máximo galardón de las artes chihuahuenses.

Entre sus libros destacan también “Tarahumaras: pueblo de estrellas y barrancas”, “La fuga” y“Armas del alba”.

Otros reconocimientos que recibió fueron el Premio Internacional Juan Rulfo, el Premio Xavier Villaurrutia, el Premio José Fuentes Mares y el Colima de Narrativa.

Montemayor fue miembro de la Academia Mexicana de la Lengua y de la Asociación de Escritores en Lenguas Indígenas. La traducción fue otro de los campos en donde destacó, pues dominó el inglés, italiano, francés, griego arcaico, clásico y vulgar, y el latín en todas sus formas.

Una cláusula rescata de prisión a indígenas

Ciudad de México, DF., (Excélsior).- Como si se tratara de armas, drogas o explosivos, los vendedores de maderas deben contar con un permiso de la Procuraduría General de la República (PGR) para comercializar troncos y no pueden exceder la cantidad permitida por la ley.

Eso lo sabían Miguel Pérez y Cayetano y Candelario, sus hijos, una familia tarahumara. Aún así decidieron llevar cinco metros cúbicos (“rollo”) de madera de pino para venderlos al aserradero, cuando la PGR puso el límite de transportar un máximo de cuatro metros cúbicos por viaje.

Llevaban los troncos camino a Maguarichi, Chihuahua, cuando a las dos de la mañana unos agentes les salieron al paso y los llevaron ante el Ministerio Público.

Al declarar aceptaron que violaron la ley, merecían un castigo de dos años de prisión. Pero el Código Penal incluye una cláusula que los libró de su delito: “Cuando el sujeto sea campesino, no se aplicará pena alguna”.

Por la cantidad que transportaban, los Pérez pusieron en “peligro inminente a los recursos forestales, los recursos naturales, la flora, la fauna, los ecosistemas, la preservación del equilibrio ecológico y la protección al medio ambiente”, según el expediente de la causa penal 149/2006 del Instituto Federal de Defensoría Pública, en manos de Excélsior.

Mano Dura

En 2007, una declaración del presidente Felipe Calderón hizo eco en la casa de los Pérez, en Bocoyna, a unos 240 kilómetros de Chihuahua: “Habrá mano dura contra los talamontes”.

A pesar de la advertencia, esta familia no sobrevive con más de mil 800 pesos al mes.

Miguel, Candelario y Cayetano salieron a las dos de la mañana, camino al aserradero con unos siete metros cúbicos de madera de pino, aproximadamente la capacidad del contenedor de un tráiler.

La medida permitida por la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) es menor a cuatro metros cúbicos.

Iban pasando a esa hora cuando los agentes de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) les hicieron “la inspección ocular de rutina”.

Según el artículo 419 del Código Penal federal, la familia Pérez era culpable de cometer “un peligro inminente contra los recursos forestales, los recursos naturales, la flora, la fauna, los ecosistemas, la preservación del equilibrio ecológico”.

Confiando en sus cálculos, inmediatamente, consignaron a Miguel, Candelario, de 23 años, y Cayetano, de 25.
Pero la decisión del juez fue de liberarlos bajo caución, debido a que la sentencia para delitos no fue grave. Fue entonces que intervino el defensor de oficio, para buscar la libertad plena.

Mientras corrían los tres días que duran los procesos penales, no se supo nada del patrón. En el expediente número 149/2006 no aparecen declaraciones de José Luis Sáenz, quien recibiría los troncos.

“Yo sabía que era delito”

Según el reporte La destrucción de México, de la asociación ambiental Greenpeace, cada año se destruyen 600 mil hectáreas de bosques y selvas del territorio nacional, el equivalente a cuatro veces la superficie de la Ciudad de México.

En su declaración, los tres aseguraron que sabían que era delito transportar la madera sin permiso. Así se convirtieron en confesos. Les esperaban dos años en la cárcel.

En el mismo Código Penal en el que está el argumento para encarcelarlos, también está el artículo que los sacaría de prisión:

“No se aplicará pena alguna (…) para la transportación de leña o madera muerta cuando el sujeto activo sea campesino y realice la actividad con fines de uso o consumo doméstico dentro de su comunidad”, precisa el artículo 423.

La tarea del abogado se redujo a demostrar con un peritaje que efectivamente los Pérez son campesinos.

Así quedaron libres los tarahumaras de la sierra norteña. Los troncos no llegaron a su destino, pero los Pérez sí volvieron a Bocoyna.

Niños de primaria aprenden alguna lengua indígena

Pachuca, Hgo., (El Sol de Hidalgo).- Alrededor de mil 500 niños de educación primaria aprenden alguna de las 3 lenguas indígenas habladas en Hidalgo, con el fin de preservarlas.

Por ello, el Centro Estatal de Lenguas y Cultura Indígenas (CELCI), desarrolla el programa denominado "Guardavoces".

"El compromiso es conocer las diferentes lenguas; defender el derecho que todos tenemos a hablarlas sin ser discriminados".

Así, en Pachuca, alumnos de las primarias Vicente Guerrero, Nueva Creación, Colegio Hidalgo y Presidente Alemán, aprenden a leer o escribir en Hñahñú, Náhuatl y Tepehua.

Eréndira Gálvez, directora del CELCI, mencionó que en una encuesta nacional, a 1 de 5 mexicanos no le gustaría convivir con un indígena.

"Es una cifra dura. Después de 500 años de la conquista de México, esta población sigue contribuyendo con gran riqueza".

Para el Centenario de la Revolución y Bicentenario de la Independencia Mexicana, prevé que los planteles participen en estos talleres.

En tanto, en la Dirección General de Educación Indígena en la entidad, existen escuelas indígenas en 34 de los 84 municipios. Destacan Huehuetla, Huazalingo, Huejutla, Huichapan, Ixmiquilpan, Jaltocán, Lolotla, Metepec, Zimapán, Tecozautla, Calnali y Tulancingo.

Según datos del último censo del Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI), el estado tiene 2 millones 345 mil 514 habitantes, de los cuales, 314 mil 857 hablan algún dialecto indígena. Coloca a la entidad en quinto lugar, por debajo de Oaxaca, Yucatán, Chiapas y Quintana Roo.

Fortalece URO programas de medicina tradicional

Oaxaca, Oax., (Ciudadanía Express).- Desde el inicio de su administración, el gobernador Ulises Ruiz Ortiz ha impulsado de manera decidida a la medicina tradicional indígena, que las ha incorporado a la cobertura del Sistema Estatal de Salud.

De igual forma se han apoyado tareas de investigación, organización y capacitación en esta materia, conforme a los objetivos trazados en el Plan Estatal de Desarrollo Sustentable 2004-2010

En este contexto y para fortalecer la práctica de esta rama, está por entrar en operación el Centro de Medicina Tradicional en Capulalpan de Méndez, en la Sierra Norte, el cual vendrá a beneficiar a una población de 20 mil 965 habitantes.

La obra presenta un avance físico del 78 por ciento y está bajo la responsabilidad de la Secretaría de Salud de la entidad.

De forma paralela se desarrolló también un modelo de atención a la salud con un enfoque intercultural que promueve la integración de las visiones tradicionales y alopáticas para atender al o a los pacientes en un ambiente de confianza y corresponsabilidad.

Entre otras acciones sobresale la firma del convenio con la Asociación Civil de Médicos Tradicionales de los Valles Centrales (METVACE) y el Consejo Estatal de Médicos Indígenas Tradicionales de Oaxaca (CEMITO), que permitirá integrar un padrón de médicos y medicas tradicionales que potencie estas prácticas curativas en las comunidades indígenas del estado.