¡Búscanos en las redes sociales!

Síguenos en Twitter.com/c_indigenas o como @c_indigenas.
Búscanos en Facebook como Corresponsales Indígenas y hazte fan

12/05/2010

Las Naciones Unidas alertan del deterioro de los derechos humanos en México

Ginebra, Suiza (EFE).- Varios altos funcionarios de la ONU expertos en derechos humanos alertaron hoy del deterioro de la situación en México en ese ámbito, tras los asesinatos en abril de dos defensores de esos derechos.

El finés Jyri Antero Jaakkola y de la mexicana Beatriz Alberta Cariño Trujillo, que integraban una misión para evaluar el estado de los derechos humanos en Oaxaca, fueron asesinados el pasado 27 de abril en San Juan Copala.

"Los defensores de los derechos humanos siguen enfrentándose a importantes amenazas a sus vidas en México como resultado de su trabajo", señaló en un comunicado la relatora especial de la ONU para la situación de los defensores de derechos humanos, Margaret Sekaggya.

"Estamos muy preocupados sobre el deterioro de la situación de estos activistas en México, y también de los que trabajan en temas relacionados con las comunidades indígenas", agregó.

El pasado 27 de abril, Cariñi y Jaakkola fueron asesinados por paramilitares, al tiempo que otros activistas y periodistas resultaron heridos.

"La situación en México es extremadamente compleja y nadie puede dudar de la gravedad de los desafíos a los que se enfrenta el Gobierno en su lucha contra los cárteles de droga", subrayó el relator especial en asuntos extrajudiciales, Philip Alston.

Sin embargo, añadió que "no hay justificación para los fallos en tomar pasos decididos cuando asesinan a defensores de derechos humanos, periodistas y otros. Los derechos humanos no pueden ser una víctima en la lucha contra el crimen y la droga".

También se unieron a las condenas el relator especial de la ONU para los derechos humanos y las libertades fundamentales de la población indígena, James Anaya, y el relator especial para la libertad de expresión y opinión Frank La Rue, quien exhortó a las autoridades mexicanas a garantizar el derecho a la vida.

Este grupo de relatores consensuaron instar a las autoridades mexicanas a que inicien una investigación sobre estos crímenes, y una vez se haya identificado a sus culpables, se les lleve ante la Justicia, y se les imponga las penas adecuadas.

"La comunidad internacional seguirá minuciosamente la respuesta del Gobierno mexicano en estos acontecimientos", apostillaron.