¡Búscanos en las redes sociales!

Síguenos en Twitter.com/c_indigenas o como @c_indigenas.
Búscanos en Facebook como Corresponsales Indígenas y hazte fan

13 oct. 2008

Inminente, la muerte del ixcateco, afirma lingüista

Oaxaca, Oax., (Tiempo de Oaxaca).- Para Michael Swanton, lingüista por la Universidad de Nueva York con maestría por la Universidad de Paris y doctor por la Universidad de Leiden, es quien ha confirmado la alerta que en pocos años morirá el ixcateco.

Considera el coordinador del Programa lingüístico de la Biblioteca Francisco de Burgoa, al sucumbir una lengua se pierde para siempre una cultura, un modo particularmente de concebir, definir y nombrar el mundo.

Aunque el ixcateco es el más visible, pero más de la mitad de las 15 lenguas que aún se hablan en el estado están en riesgo de desaparición, aún cuando en el estado contamos con la mayor variedad lingüística del país, es difícil detener esa tendencia.

EL ADIÓS DEL IXCATECO

Al respecto, coordinador de la Unidad Regional de Culturas Populares en Huajuapan, Guillermo Círigo Villagómez, informó que solamente ocho personas hablan en el mundo el xwja o ixcateco y todas ellas viven en una pequeña localidad de Oaxaca.

“Las lenguas mueren por desuso, silencio e indiferencia”, señaló el funcionario, que informó de que la mayoría de los hablantes del ixcateco está colaborando con un grupo de investigadores para evitar la extinción de su lengua.

“La tarea es ardua y compleja, porque los últimos hablantes del xwja son personas con edades superiores a los 70 años, apenas hablan el español y no saben leerlo ni escribirlo. Y para reimplantar la lengua materna, antes hay que sensibilizar a la gente”, destacó.

Los ocho hablantes del ixcateco, lengua perteneciente al grupo popolocano, de la familia lingüística otomangue, viven en Santa María Ixcatlán y siete son de edad avanzada. Ixcateco significa en lengua náhuatl “personas de algodón”.

Y la gravedad de esta pérdida se confirma luego de que de acuerdo a Swanton, que también participa en las actividades para evitar que desaparezca el ixcateco, a finales de 2006 había 11 personas que lo hablaban, pero en el último año y medio murieron tres.

Rescatar una lengua en esas condiciones es una labor más que imposible, pero la Unidad Regional de Culturas Populares, está realizando una serie de registros tanto lingüísticos como etnográficos ante lo que inminentemente será una lengua perdida.

De acuerdo con datos de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas, el xwja es una de las 23 lenguas indígenas mexicanas en riesgo de extinción, junto con el paipai, kiliwa, kukapá, aguacateco y kumai de Baja California (norte de México); el kikapú de Coahuila (norte); y el jacalteco de Chiapas (sur), entre otros. (Tomado de ciudadania-express.com)

OAXACA Y SUS LENGUAS

El especialista explica que. Oaxaca tiene una extensión geográfica similar a Portugal, pero cuenta con una diversidad lingüística mayor a todas las lenguas nacionales de Europa. De las 15 lenguas que se reconocen, diez pertenecen a la familia otomangue, es decir, amuzgo, mixteco, cuicateco, triqui, chocholteco, mazateco, ixcateco, zapoteco, chatino y chinanteco.

El resto pertenecen a cuatro familias más: las lenguas mixe (ayuuk) y zoque, el náhuatl a la familia yutonahua, y las lenguas huave y chontal son sus propias familias lingüísticas.

Hay cinco grandes familias, mientras que entre las lenguas nacionales de Europa hay esencialmente tres (indoeuropeo, ugrofineso y euskera). Oaxaca es, pues, una zona de gran diversidad lingüistica mundialmente. Hay muy pocos lugares con tal concentración de lenguas: California y Colombia —que ya no—, y Papúa -Nueva Guinea

Indicó que los pueblos indígenas de Oaxaca están viviendo uno de los momentos más drámaticos de su historia desde la Conquista. No es retórica. Hay infinidad de cambios, tanto en los usos sociales como en las costumbres. Hace 40 años no había luz en muchos sitios, ahora hasta internet, hace tiempo apenas terminaban la primaria, ahora hay asociaciones de abogados indígenas. Pero también hay pobreza y marginación hacia los núcleos urbanos o hacia los Estados Unidos.

Las lenguas reflejan, por supuesto, estos cambios, ha señalado Swanton; por lo que en algunas comunidades vemos una generación de jóvenes muy sofisticada que han incorporado su lengua en este nuevo escenario social. No obstante en muchas comunidades los niños ya no hablan la lengua.

Y advierte que las lenguas oaxaqueñas están en ese camino, en muchas partes. Una lengua tiene vida por los espacios donde se usa. El camino es conocido, deja de hablarse en la escuela, el mercado, la cancha, y se repliega adentro de la casa, donde después de un tiempo sólo la generación mayor la habla y con ellos muere.

Respecto a la pérdida de hablantes y la hegemonía del español han marcado el destino de dichas lenguas, pese al reconocimiento jurídico de la diversidad lingüística del país, apunta que una de las razones es la discriminación social hacia las lenguas que no son las dominantes. Pero también la autocensura, la gente que rechaza su lengua materna por verla inútil en el mundo actual o por querer distanciarse en el mundo actual o por querer distanciarse de la imagen dominante del indígena.

Puntualizó que muchas veces se acusa a la lengua de asuntos sin relación. Ayer alguien me dijo que la situación política conflictiva de Oaxaca se debe a las muchas lenguas, “porque las comunidades se encierran”. Otra vez culpando a las lenguas (y culturas) absurdamente.

No hay comentarios.: